¿Qué es Codec?

Codec nació como una respuesta a la preocupación de los padres por la formación de sus hijos. A través de las más diversas actividades se ayuda a los chicos a ocupar bien su tiempo libre, a la vez que se forman, hacen buenos amigos y aprenden cosas nuevas.

Codec es una iniciativa civil, una asociación sin ánimo de lucro inscrita en el Registro de Entidades Ciudadanas, abierta a toda la sociedad.

El Ayuntamiento de Madrid ha declarado la Asociación Codec de Utilidad Pública Municipal por Decreto del Delegado del Área de Gobierno de Coordinación Institucional de 7 de junio de 2013.

La Junta Directiva -integrada por un grupo de padres– ha confiado la responsabilidad de la orientación cristiana a la Prelatura del Opus Dei, una institución de la Iglesia Católica fundada por San Josemaría Escrivá de Balaguer. El espíritu del Opus Dei se manifiesta en Codec en multitud de detalles: la seriedad y exigencia en el estudio, el afán de convivir en libertad, la solidaridad y el servicio a los demás, el orden, el optimismo, etc.; pero no se implica en los aspectos organizativos.

Cultivar las virtudes humanas, tan decisivas en estas edades, fomentar en los chicos la generosidad, estudiar la doctrina cristiana, valorar el estudio como trabajo profesional y aprender a tratar a Dios en los diversos medios a los que libremente se puede asistir, es el común denominador de los años de vida de Codec.

Educar a los hijos es, quizá, una de las tareas más importantes a las que una persona ha de hacer frente a lo largo de su vida. Y la educación de cada chico se desarrolla fundamentalmente en la familia, pero también influyen muchos otros escenarios y circunstancias, como el colegio, el tiempo libre, etc.

Ciertamente el colegio juega un papel fundamental en la educación, puesto que es donde el chico pasa muchas horas del día y donde tiene la mayor parte de sus relaciones. Por eso es tan importante para los padres escoger bien dónde estudia su hijo -aunque suponga un esfuerzo económico o un mayor tiempo de desplazamiento-, y asumir el protagonismo que también en este terreno tienen: preocuparse de acudir a las reuniones para padres que allí se celebran, visitar al tutor o a los profesores cuando sea preciso, etc. Supone seguramente un sacrificio, pequeño o grande, pero siempre merece la pena.

No obstante, la experiencia demuestra que no basta con poner esfuerzo en crear un ambiente favorable en la familia, y luego llevar al chico a un buen colegio, ya que la adecuada utilización del tiempo libre tiene también una notable trascendencia. Esa es una realidad con la que hay que contar a la hora de abordar el proyecto educativo familiar, y es lo que está en el origen de la puesta en marcha de Clubes juveniles como éste, donde se busca que los chicos aprendan a pasarlo bien de forma sana, aprendan cosas útiles, hagan amigos en un ambiente favorable y reciban una ayuda en su formación.

Por eso, el Club Codec es una respuesta a la preocupación de los padres por la formación de sus hijos. Es un centro de formación de actividades extraescolares y de tiempo libre, complementario a la familia y al colegio, donde se ayuda a los chicos a ocupar bien bastantes de esas horas de después de salir de clase, o del fin de semana, o de una parte de las vacaciones.

El Club Codec dispone del documento “Normas de convivencia y plan de protección y seguridad de menores”, inspirado en la Ley Orgánica 1/1996, de 15 de enero, de Protección Jurídica del Menor, así como las disposiciones relativas al menor emanadas por la Comunidad Autónoma de Madrid. El documento está disponible para los padres y personas que lo soliciten. La Junta Directiva vela por su cumplimiento. Más información: codecmadrid@gmail.com.