Galería

El campamento de verano visto por un padre

Publicamos a continuación las líneas que nos envía uno de los padres que nos ha acompañado en el campamento… También le damos las gracias por toda su ayuda, apoyo y sugerencias.

Codec Laguna de Gredos (20)Todavía recuerdo mis años de campamento, los juegos nocturnos, las excursiones para bañarnos en cualquier poza, la pequeña capilla donde asistíamos a la Santa Misa… Han pasado 35 años y sigo disfrutando más que de niño del campamento gracias a Codec.

campamento verano club codec 20141Amanece y asomas la cabeza por la tienda. Es pronto y los pequeños todavía tienen media hora más para dormir pero algunos de ellos ya se han duchado aprovechando las primeras aguas calientes de la ducha y vuelven con ganas de vivir nuevas experiencias. Durante todo el día encontrarás niños haciendo deporte, buscando lagartijas o simplemente jugando con una piña y un palo, pero si retiras un poco la mirada, no te costará encontrar a un Jeque (un mayor) preceptuando o al Sacerdote charlando con otro chaval.

campamento verano club codec 20143El día nos da excelentes momentos en los que formarnos: la Santa Misa, las platicas e incluso el ceporrete, pero el campamento es un continuo medio de formación, por lo que no extraña ver a los niños ayudándose en los juegos nocturnos, compartiendo mochila para llevar el bocata en la excursión de la laguna e incluso repartirlo si alguno tiene un poco más de hambre, compartiendo toalla en las pozas o pasta de dientes después del desayuno.

campamento verano club codec 20142También hay momentos en los que todo parece un caos, crees que ni todos los Custodios de los niños podrán evitar un desastre. Pero todo está controlado, previsto, estudiado y si no, gracias a Dios, así resulta.

Los Jeques (los mayores) son incombustibles, se levantan antes que los más madrugadores y se acuestan después de que se duerma el último niño. Durante el día, el Jeque es el amigo, el compañero de juegos, el enemigo del juego nocturno, quien me ayuda a saltar el rio para llegar a la poza, me anima, me cura, me guía en esta nueva experiencia de la vida. Nos tiene preparado un montón de juegos, deportes, excursiones, actividades y aventuras para que  cada momento del campamento sea especial. Estoy muy agradecido a Codec por haberme permitido formar parte un año más de esta experiencia con todos vuestros hijos. Me llevo un trocito de cada uno de ellos y las grandes cosas que me han enseñado. Un abrazo a TODOS. Un papá de Codec

Comentarios cerrados.